Skip to content

Cavelibro espera claridad sobre derechos economicos del autor

octubre 24, 2007

EL UNIVERSAL
Cavelibro espera claridad sobre derechos económicos del autor

Para la institución, el autor es incapaz de un comportamiento monopólico.

Para el sector del libro queda claro que los derechos llamados morales, es decir, los que se refieren a la autoría de la obra, están protegidos en el artículo 98 de la Reforma a la Constitución Nacional, que será votada el próximo 2 de diciembre. Sin embargo, se abre el compás a la duda sobre la explotación de la obra.


ANA MARÍA HERNÁNDEZ G.

La directiva de la Cámara Venezolana del Libro, en tanto ente que convoca al gremio privado de los empresarios editores y libreros, da su punto de vista sobre el tema.

Leonardo Ramos, nuevo presidente de Cavelibro desde el 14 de agosto de este año, advierte sobre los "inconvenientes de haber metido en un saco las diversas formas de la propiedad intelectual; como el derecho que tiene que ver con las patentes".

Sin embargo, dice que hay elementos de ética sobre este punto, como cuando se crean medicamentos para salvar vidas.

"Nuestro planteamiento es que el autor es incapaz, por sí solo, de tener un comportamiento monopólico: si yo escribo sobre un tema, tú también lo puedes hacer, cada quien tiene sus propias investigaciones. Podemos apreciar en la última versión que se protege el derecho de los autores, pero se crea un vacío legal, porque la materia económica se incorporará en otra parte", alega.

Ramos considera que cada autor terminará pactando con su empresa editorial para llegar a un convenio. "Los autores son titulares de sus derechos, y los ceden mediante contrato temporal a una casa editorial. Otra forma es que la editorial organice y patrocine colectivos de autores".

Para la directora ejecutiva de Cavelibro, Dalila Da Silva, queda un largo camino por recorrer con el tema de los derechos económicos. "Hay un proceso de discusión jurídico, y hay que saber cuál será la situación de las editoriales".

Cautela desde los sellos

Los sellos internacionales han preferido ser cautelosos en torno al tema de los derechos de autor en la reforma constitucional.

Es el caso, por ejemplo, de Planeta, grupo editorial establecido en España. María Elena Rodríguez, directora editorial de Planeta para Venezuela, aduce que están "evaluando la situación, desde el punto de vista corporativo".

En el caso del sello venezolano Alfa, la directora editorial, Carolina Saravia, sigue "atentamente el debate. Estamos a la expectativa, y esperamos que se aclaren las dudas, temores y suspicacias lo más rápido posible, pues queda claro que se toma como base que esta reforma intenta corregir un gazapo. Nos preocupa la reubicación del resto del artículo en otro apartado, pues el no reconocimiento explícito crea un vacío legal".

Básicamente hay que esperar que se consagre el derecho económico sobre la autoría de obras, y lo que más se acerca a esa materia está en el numeral 33 del artículo 156 de reciente reforma, donde se exponen de manera exhaustiva las competencias del Poder Público nacional, por lo que estos entes del libro esperan ser convocados a las discusiones que se den en el seno de la Asamblea Nacional.


http://www.eluniversal.com/2007/10/24/til_art_cavelibro-espera-cla_555790.shtml